Hildegard von Bingen: la sombra de la luz

El vuelo de la lechuza

Santa Hildegard von Bingen, abadesa benedictina que vivió entre 1098 y 1179 en el Sacro Imperio Romano Germánico prácticamente sin salir del entorno conventual, es una de las pocas personas de la época medieval cuya biografía conocemos tan extensamente hoy en día. Tal hecho podría resultarnos verdaderamente asombroso; no obstante, al adentrarnos en las particularidades de su personalidad y sus actos, descubrimos a una figura excepcional: en la historia del monacato es difícil encontrar otros ejemplos de mujeres que hayan fundado conventos, predicado en público con permiso oficial, efectuado exorcismos, o que se encuentren entre los “Padres, Doctores y Escritores de la Iglesia”. Poetisa, pre-escolástica, visionaria, teóloga, líder monacal y escritora de dos libros de medicina natural y remedios, Hildegard mantenía correspondencia con toda una sucesión de papas, clérigos, abadesas e incluso el mismo emperador Federico I Barbarroja. Ciertamente, no bastaría espacio para enumerar todas las…

Ver la entrada original 1.708 palabras más

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .